Metodología

Activa, en cuanto que los niños y niñas serán los protagonistas de todas las actividades.

Participativa: en cuanto a que tendrán responsabilidades en el desarrollo del programa.

Dinámica: porque los monitores/as motivarán actitudes de iniciativa en los/las participantes.

Integradora, porque se trabaja fomentando el espíritu de participación y trabajo en equipo.

No sexista, fomentando la participación por igual de chicos y chicas y desde el ejemplo en el equipo educativo.

Flexible, porque se adaptará en todo momento a las necesidades del grupo.

Lúdica, porque todas las actividades tendrán un trasfondo lúdico como medio para la consecución de objetivos.

Tolerante, porque se respetarán las decisiones tomadas por consenso general.

Siguiendo nuestro objetivo de contribuir con el desarrollo integral del alumnado, nuestra metodología estará condicionada por la intención de combinar un aprendizaje significativo, el mero disfrute, el desarrollo de la autonomía personal y la relación social.

El aprendizaje a través del juego, es una de las bases fundamentales de nuestra metodología: Aprender jugando, es decir, aprender de forma amena y divertida, en un ambiente distendido, realizando actividades que nos resulten agradables y que al mismo tiempo sean significativas.